Seguidores

jueves, 19 de diciembre de 2013

Tan obviamente enamorados


 Sus pensamientos se detenían en andenes sombríos, a la espera de la llegada del tren. Su mirada de ojos pardos divisaba a lo lejos los últimos rayos del sol. Por momentos se sentía inseguro, dubitativo. Pero aún así aguardaba. Una promesa era una promesa. O al menos eso era lo que él siempre había creído.
- Voy a tratar de estar a esa hora. Pero desde ya te digo que soy demasiado impuntual. De todas formas, esperame por favor.
Y sonrío entonces. Aunque él sabía que nada significaba para ella, no pudo evitar alegrarse por dentro. Sus sentimientos eran demasiado evidentes. Tan palpables; tan obviamente enamorado. 
Siguió observando a la gente pasar apresurada. Rostros desconocidos e inertes. Sin importancia. Diez, treinta, cincuenta. Incontables minutos preciosos deslizándose por el portal de la amargura. Impaciente, consultaba el reloj una y otra vez. Apesadumbrado, pensó en irse. Parecía el plan más sensato. Alejarse por un instante, y perderse solitario en el anhelo silencioso de su voz, de su serena compañía. Deseando acariciar su pelo cobrizo, su rostro indiferente.
-¡Demian!
Despertó de sus cavilaciones. Ella se acercaba a paso rápido, preocupada. Apenada, enseguida empezó a excusarse, a explicar el motivo lógico del retraso. Apenas la oía. Su visión se concentró en una figura verde y pequeña que sobresalía de sus mechones. Se acercó más a ella y le dijo despacio:
-Tenes una hojita en el pelo.-
Y se la sacó de inmediato, con una sonrisa amable en los labios. Bastó ese movimiento imperceptible. Sin poder evitarlo, tembló entera. Acto seguido se olvidó del mundo y lo abrazó. Perplejo, sin reaccionar, se quedó mudo ante ella. Enseguida se separó de él, mirando al suelo y sin ser capaz de emitir sonido alguno. Luego, con un coraje que no sabía de donde había salido, se disculpó:
-Perdón otra vez por la demora, por mis nervios y el abrazo… fue sólo un impulso, en agradecimiento por quedarte, por ser tan atento conmigo. Simplemente fue eso, nada más.
Él se quedó a su lado, callado por unos segundos, sin saber que responder. Luego, sin más remedio, le sugirió la solución más sencilla de todas:
-Entonces, mejor me olvido de todo y punto. Nada pasó… ¿te parece mejor así?
Ella vislumbró la sinceridad en sus ojos y lentamente asintió. Juntos se dirigieron al tren, de vuelta a la realidad.
Sin embargo, muy dentro suyo, ella ya lo sabía.

Tan obviamente enamorada de vos.

11 comentarios:

  1. Muy linda historia, me gustó, la sentí tierna :)
    "muy dentro suyo, ella ya lo sabía..." si lo sabía, porque lo ignoraba?..Uno siempre debería estar atento a sus sentimientos..linda historia...bendiciones :)

    ResponderEliminar
  2. Aaaaaa me enamore me encanto mucho un gusto leerte como simpre

    ResponderEliminar
  3. Por favor!! Que bonito y que triste! Jamas he entendido eso de que dos personas se quieran y no esten juntas... En fin, asi es la vida, supongo..

    PD: ¡Volvi despues de mas de dos meses de ausencia! Pasate si quieres ^^

    Un abrazo! <3

    ResponderEliminar
  4. Feliz Navidad y Trabajo para Todos.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. ¡Precioso y triste, pero me encanta! Me he sentido muy identificada, y eso hace que me guste aun mas.
    Espero leerte pronto.
    ¡Muchos besitos!

    ResponderEliminar
  6. Jo, que texto más bonito! Adoro este tipo de historias, me transportan a lugares increíbles:3
    Es precioso, de verdad. Como va todo? He tardado en pasarme... El 31 seguramente actualizare el blog.
    Un besito cielo!

    ResponderEliminar
  7. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  8. Es la primera vez que visito tu blog, ¡está realmente bien! Seguiré visitándolo sin duda, tienes talento. Me gustaría compartir mi blog, por si te apetece echarle un vistazo. :)
    Un beso!
    http://quemasdaquemedalomismo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  9. Este relato me enterneció y conmovió mucho. Supongo que también me identifiqué. Saludos, Gise! Seguí así.

    ResponderEliminar
  10. Hermosa historia, ¿sera que a los humanos nos gusta sufrir? En fin, pasaba a decirte que te nomine en mi blog, espero que te des una vuelta, besos y saludos.

    http://pages-of-dreams.blogspot.mx/2014/01/premio-liebster-award.html

    ResponderEliminar
  11. Me pareció sumamente tierna, me encantó de verdad. Felicitaciones :)
    http://jussttbreathee.blogspot.com.ar/

    ResponderEliminar