Seguidores

jueves, 8 de diciembre de 2011

Today

En las hojas distantes me olvidé del pasado doloroso.
Dejé atrás las dudas que nublaban mis pasos y mi corazón.

Por primera vez, confié plenamente. En tus palabras, en tu sonrisa.
En el sonido distinto de tu voz.

Me alejé de las tristezas, mientras entrelazabas tus manos con la mías.
Deseando en silencio que ya no fuera un sueño.
Para que se convirtiera en nuestra realidad.

Decidí seguir tu mirada…creer en la esperanza de los sentimientos.
Y sin querer, tu abrazo despertó en mí un sinfín de latidos diferentes.

Pude sentir como cada pequeño detalle de mi vida invisible cobraba importancia.
Por vos, valía la pena despertar cada día. Vivir cada momento, perderse en las estaciones azules…

Y la felicidad se posaba tímidamente en mi alma.
Borrando cada ínfimo retazo de incertidumbre, de quebranto y amargura.

Hoy.
Tus labios no me mienten.

Te amo y aún no puedo decirlo directamente sin que los nervios me invadan por dentro.
Pero segura lo repito.

Te amo sin duda alguna y te espero.
En el viento, entre los árboles, en aquel jardín que nos vio florecer.

Te amo y soy tuya para siempre.